roban en casa

Roban en casa ¿qué debo hacer a nivel legal?

Me roban en casa. Sales de vacaciones, unos días esperados, preparados y pagados con el esfuerzo de todo un año y cuando volvemos mentalizados para iniciar el trabajo de nuevo ¡pum! topamos con la realidad. Nos han entrado en casa y nos han robado. O peor aún, estamos en la playa cálidamente tumbados al sol mediterráneo y de repente nos llama una vecina –Tu puerta está abierta. Os han entrado

Atención, este artículo no solo vale para época vacacional. Desgraciadamente se producen robos todos y cada uno de los días del año.  Mientras estás en el trabajo o cuando vas a por el pan también se pueden colar en tu casa ¿Si me roban en casa qué tengo que hacer? Eso es lo que tenemos que saber independientemente del contexto.

Si me roban en casa ¿qué tengo que hacer? ¿qué pasos tengo que dar? Vamos a hacer una pequeña memoria para que nos sirva como guía.

1. LLAMAR A LA POLICÍA

Antes que nada, si te roban lo primero que tienes que hacer es avisar de inmediato a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, bien llamando a la Policía Nacional (091) o bien a la Guardia Civil (062) si tu casa no se encuentra en una ciudad sino más bien en un pueblo. No toques nada hasta que ellos lleguen. Es mejor dejarles hacer sus pesquisas sin interferencia porque ellos han visto decenas o cientos de casos como el suyo, por mucho que a un ciudadano de a pie nos resulte un hecho absolutamente aislado.

2. INVENTARIAR

Toca que dar un repaso general. Te van a ayudar mucho tus vecinos, cuyo miedo al contagio les hará preguntar convulsivamente ¿qué se han llevado? en lugar de –cómo estáis o en qué os podemos ayudar–  Haz una lista de todo lo que se han llevado, de lo que echas de menos. Conviene detallarlo lo más posible: número de serie, valor de mercado, facturas y tickets de compra… Se trata de poder decir con la mayor precisión qué me roban en casa y qué valor tiene. Si no tienes facturas de los objetos sustraídos

3. HABLA CON TU BANCO

¿Está a salvo tu información financiera? Habla con tu banco. Si te han robado tablet, usb, PCs, portátiles, móviles, tarjetas de crédito… cualquier dispositivo con acceso a tu caja electrónica puede representar un peligro en manos de según qué personas, así que habla con tu banco para que tome las diligencias oportunas de cara a salvar tu información y tus fondos.

4. PONER DENUNCIA

El siguiente paso es ir a la comisaría y poner la denuncia o incluso ante el propio juzgado de guardia. Esto lleva un plazo de 72 horas. Cuanto más detallada sea la descripción que les des de lo sucedido, mejor van a trabajar. Les ayuda. No te preocupes si no puedes recordar 100% todo lo que te han llevado, si luego al llegar a casa con el correr de los días echas algo en falta que no está en tu inventario no te preocupes. Puedes volver a la comisaría, llevando tu copia del atestado y anexar nuevos elementos al inventario. Esto se quedará anotado como diligencias ampliatorias y tendán la misma consideración que los datos que aportes en la primera denuncia.

También puedes poner la denuncia por teléfono o incluso por Internet pero en ambos casos tienes que pasar físicamente por la comisaría, esto es, personarte, en ese plazo de 72 horas para ratificarte. Si no conservas facturas, tickets… no pasa nada, no es imprescindible para denunciarlo pero agiliza mucho el trámite de devolución cuando se encuentra, el peritaje posterior etc.

5. PÓLIZA DE SEGUROS DEL HOGAR

Ya tienes hecho tu inventario, y ya tienes cursada tu denuncia en dependencias policiales. Con ambos elementos, ponte en contacto con tu compañía aseguradora del hogar y evalúa qué cubre la póliza que tienes contratada. Aquí sí que es importante tener las facturas guardadas, porque lo que perseguimos no es que recuperen nuestros objetos (como en el caso policial) sino que nos abonen el valor de aquello que hemos perdido. Por lo tanto nada mejor cuando tenemos que avaluar que tener los tickets. En caso de no tenerlos, un perito nos puede hacer un informe atestiguando el valor de lo sustraído, pero siempre que podamos argumentar que lo teníamos ¿Cómo? Con el testimonio de testigos, con fotografías del objeto en la casa etc.

6. HABLA CON TU ABOGADO

Si la tensión del momento que estás atravesando te supera, si no te sientes seguro de los trámites que más te conviene realizar, su orden y cometido, lo mejor es que contactes de inmediato con tu abogado para que te asista. Te ayudaremos a encontrar la forma de resolver la situación de la manera más ágil y menos traumática a tu salud, patrimonio y comodidad.

Puede contactar con nuestro despacho también a través de nuestras redes sociales:

o en nuestros canales de contacto habituales.