La ley de segunda oportunidad salva hasta mil hogares este año

La ley de segunda oportunidad puede ser un soplo de esperanza en más de mil hogares este año 2019, según el criterio de los expertos. La ley de segunda oportunidad, en efecto, recibe este nombre porque permite a las familias liberar sus deudas y seguir adelante. Por es que a la Ley 25/2015, de 28 de julio, de mecanismo de segunda oportunidad, reducción de la carga financiera y otras medidas de orden social, se la conoce como la Ley de Segunda Oportunidad.

Esta norma entró en vigor el 30 de julio de 2015, con el objetivo de ofrecer una salida viable tanto a particulares como a autónomos, que por diversas circunstancias de la vida, tras un fracaso económico personal o empresarial, han ido acumulando deudas a las que no pueden hacer frente, viéndose en una situación de insolvencia.

Para vehicular esta posibilidad, la Ley de Segunda Oportunidad estipula un mecanismo legal que hace posible reducir las deudas e incluso llegar a cancelarlas permitiendo así a estas personas en una tan delicada situación, salir a flote y empezar de nuevo. Les da una segunda oportunidad. Las pone de nuevo en la casilla de salida, aunque con la valiosa experiencia de lo que puede pasar cuando las cosas no se hacen con acierto.

La Ley de Segunda Oportunidad en 2019

Más de mil de hogares en España, de entre los que se ven en situación de insolvencia podrían verse premiados con la exoneración  de sus deudas en este 2019. Esto ocurrirá presumiblemente gracias a las sentencias judiciales que ya se están obteniendo en España  (El caso del ciudadano Eduardo Lores, que consiguió ser exonerado de sus deudas con una sentencia judicial argumentada en la ley de la segunda oportunidad) y que se basan en la Ley de Segunda Oportunidad.

Como expertos en Derecho Concursal, este despacho en la persona de su directora, Dña. Carmen Díaz de Magdalena lo explica así «La ley de Segunda Oportunidad lo que permite es no pagar las deudas contraídas, pero no a cualquiera, sino siempre que se demuestre que previamente se ha actuado de buena fe e intentado un acuerdo con los acreedores para aplazarlas. En este caso yo recomiendo a las empresas autónomos o personas particulares que estén en esta situación, que se pongan en contacto inmediatamente con nuestro despacho o con especialistas en ley de segunda oportunidad, concursal, insolvencias… para que podamos asegurar los pasos de cara a argumentar en el futuro que esa persona ha actuado de buena fe, es decir, que su ánimo era pagar y en ningún caso eludir su responsabilidad.»

La Ley de Segunda Oportunidad está poco explotada

Si bien al aprobarse se pensó, que la Ley de Segunda Oportunidad sería de acogida masiva, no están registrándose sin embargo tantos casos como se podía esperar. Tengamos en cuenta por otro lado, que la mayoría de aquellos casos basados en la Ley de Segunda Oportunidad que están llegando a sentencia judicial, se están fallando a favor de los endeudados, esto es, de las familias o los empresarios autónomos.

¿Qué conclusiones podemos sacar del párrafo anterior?

  • Que segunda oportunidad no significa, no tenemos que pagar a nadie porque luego nos exoneran. Existe un pliego de condiciones marcado para poder acogerse a esta norma
  • Que si cumplimos con ese pliego de condiciones, con esos requisitos para estar amparados por la ley (buena fe, voluntad de pagar, imposibilidad real de hacerlo…) tenemos muchas posibilidades de llegar a buen puerto.

Es bastante interesante la ley de segunda oportunidad como puede verse.

La Asociación de Ayuda al Endeudamiento en la persona de Belén Escartí, su portavoz, defiende el papel del abogado especialista como filtro o tamiz por el que se está teniendo tanto éxito con los casos acogidas a la Segunda Oportunidad. Es decir, que el abogado, cuando recibe al cliente, verifica en primera instancia, antes de ir al juzgado, si existe probadamente esa buena fe que exige la ley. Solo si lo puede acreditar, verá viable la opción y solo entonces dará el paso de solicitar acogerse a la Ley de Segunda Oportunidad. Por lo tanto el juez, cuando recibe el expediente, ya suele encontrar probado aquello que necesita para aplicar esta norma.

Por lo tanto, si estás atravesando una situación de endeudamiento, es crítico que te plantees acudir a un despacho especialista en ley de segunda oportunidad como el nuestro (somos expertos en insolvencias, ley de segunda oportunidad, planes de viabilidad, concursos de acreedores…) para que te indiquemos si es que realmente tú te puedes ajustar a un caso de este tipo y prosperar en él, o cuál es tu mejor salida hacia una nueva situación de solvencia.

Déjanos ayudarte

despacho@diazdemagdalena.com

Por | 2019-05-29T11:22:03+00:00 mayo 3rd, 2019|Blog|Comentarios desactivados en La ley de segunda oportunidad salva hasta mil hogares este año